Hacer más en menos tiempo

En LifeDev se encuentra un artículo, publicado hace ya bastante tiempo, que me llamó la atención por lo obvio y lo poco que se tiene en cuenta a la vez. El autor apagó su computador, durante cinco días, a las 5:00 p.m. todos los días, sin excepción.

Sobre lo difícil que fue y el motivo para hacerlo, describe:

Al ser un programador para web, estoy constantemente en línea. Vivo y muero por el email, y el Internet es mi lugar de trabajo. Pero el peligro de tener el “lugar de trabajo” en casa es grande. Es muy fácil mezclar negocios con placer, especialmente cuando se usa la misma herramienta para las dos cosas. Puedo, fácilmente, dejar que mi mente me engañe al pensar que “necesito” chequear mi email y muy rápidamente estoy navegando por buenos videos en YouTube. El Internet ha hecho un muy buen trabajo al integrar, sin problemas, todos los aspectos de la vida en un teclado, un ratón y un monitor; haciendo increíblemente difíficil mantenerse enfocado y en-la-tarea mientras se está en línea. Se debe tener el poder mental de un ninja para terminas las tareas y ser realmente productivo.

Lo que encontró luego del experimento, fue lo siguiente:

Menos es más

Leí un articulo escrito por Steve Pavlina acerca de su teoría sobre trabajar menos para hacer más. Esencialmente, su mente se enfocará más si sabe que sólo puede trabajar en algo por un cierto número de horas. Cuando sabe que no se puede dar el lujo de relajarse, mete el siguiente cambio y sorprendentes resultados le siguen.

Lo mismo es verdad con mi estudio. Cuando sabía que el computador estaría apagado a la misma hora todos los días, mi productividad se ha disparado a nuevos niveles. Ahora que solo tuve una camtidad de tiempo limitada, tenía que sacar el máximo provecho. Tenía que planear y trabajar únicamente en las cosas más importantes que debían ser hechas ese día.

Al trabajar menos, también encontré que estaba más fresco y con ganas de trabajar al día siguiente. La anticipación de las cosas sobre las que tenía que trabajar era mucho mayor y podía planear más la noche anterior sobre lo que iba a hacer el día siguiente. Con la combinación de planeación meticulosa y anticipada de lo que “tenía” que hacer al día siguiente, disfrutaba mucho más el trabajo.

Adicionalmente explica como esto también lo llevó a mejorar la calidad del sueño y también su vida social.

Creo que esta situación es más común de lo que creemos (si no, que levante la mano el que no ha entrado a FaceBook mientras está “trabajando”); los computadores y la Internet han permitido que podamos realizar cualquier cantidad de actividades sentados frente a esta pantalla; tantas que la gente que está a nuestro alrededor llega a pensar que tenemos una “adicción” a los computadores (¿será que si?). Anteriormente, cuando los computadores portátiles no eran tan populares, pues había cierta “facilidad” para dejarlo de lado (pues usábamos los de escritorio, en la oficina) y realizar el trabajo. Creo que es un buen hábito a cultivar, en aras de la productividad, la buena salud, una vida social más rica y una familia más unida.

Enlace: The 5 Day PM Computer Fast: Why I Got More Done In Less Time.
Sitio: LifeDev | Empowering Creative People.

1 comentario hasta ahora ↓

#1 celegiqui  • 07.10.08 • 9:12 am

Pues yo no tengo dudas de que sí, de que somos adictos al ordenador

Escribe tu comentario